jueves, 28 de agosto de 2014

El poeta pasea por Madrid (L. López Anglada)




Madrid, si tanto tienes tanto vales
y aunque falto de encinas, te respiro
bebiéndole los vientos al Retiro
y al oro del crepúsculo en Rosales.

Con otoños románticos prevales
para permanecer en el suspiro.
¿Dónde vamos, Madrid? A octubre miro
y con sabor de soledad me sales.

Mientras el corazón amarillea
la tarde, que no el cuerpo, me pasea
por las tranquilidades del palacio.

Todo se finge rápido y urgente,
pero yo te recorro lentamente
que las cosas del alma van despacio.


Luis López Anglada

miércoles, 27 de agosto de 2014

El pintor y su hija



Caminando por el viejo Madrid me encuentro con este artista que está pintando la vieja iglesia de San Nicolás.
El hombre, muy amable, me dedica un rato para explicarme su obra.
El cuadro es un regalo para su hija, que se acaba de casar en esta iglesia.


La Hija está encantada con el regalo prometido.


Fotos: Carlos Osorio.




martes, 26 de agosto de 2014

El Urogallo de la Casa de Campo



Uno de mis placeres madrileños es, después de un paseo en bici por la Casa de Campo, tomar el aperitivo en "El Urogallo" junto al lago.
Este animado bar y restaurante se caracteriza por sus aperitivos generosos.


Y para comer, el sitio no está nada mal. La relación calidad/precio/trato está razonablemente bien.
Quizás en su afán de servir rápido las mesas descuidan el punto de algunos platos más elaborados, pero el precio (entre 25 y 40 € por persona) está razonado por la abundancia que se ofrece.
Son de reseñar sus carnes a la brasa y algunos postres como las filloas.



El Urogallo. Casa de Campo. Metro Lago.

lunes, 25 de agosto de 2014

El caso del caballo Polvorilla



Qué duda cabe que el Madrid de los años cincuenta era muy diferente al actual, y solo en aquel Madrid es posible imaginar una anécdota como la del caballo Polvorilla. 
El dueño de este purasangre, Juan El Pavo, solía venir a las tertulias taurinas de la Cervecería Alemana montando a caballo desde Getafe. Y eso es lo que hizo aquel viernes a mediodía.
Juan El Pavo dejó su caballo en una cuadra de la calle Toledo y se fue tan contento a su tertulia, en la que estaba reunida la flor y nata del toreo, entre ellos los Dominguín y los Ordóñez.
Pasaron las horas y el caballo, que se aburría enormemente, echó de menos a su amo y se fue a buscarlo por los bares de Madrid. Finalmente, dio con él y penetró en la cervecería reclamando algo de beber.
Juan El Pavo pidió que le obsequiaran con medio cubo de cerveza, que el animal disfrutó agradecido, y luego los toreros pidieron ayuda a Polvorilla para rellenar una quiniela.
El caballo indicaba los resultados quinielísticos golpeando el suelo con su pezuña:
un golpe para indicar el uno, dos para el segundo, y tres golpes para el empate.
Lamentablemente, el caballo equivocó los resultados. ¡Sería por la cerveza!


Fuentes: ABC
Cerveceríaalemana.com

sábado, 23 de agosto de 2014

Foto de la semana: Frescor




Esta imagen refrescante es obra de Pablo Arias. Se trata de la fuente de las Nereidas, en el Parque del Retiro.
Pedro Pablo Arias recorre Madrid haciendo fotos. 
¿Qué puedo contar de él? Mejor que lo cuente él mismo:
"Nací en Madrid en el año 1948, o sea que tengo 66 años. Estoy prejubilado en Iberia, donde he trabajado siempre desde 1971. Toda mi vida he sido aficionado a la fotografía, lo que sucede es que ahora, al tener más tiempo, es mi gran pasión y a la que dedico muchas horas del día, entre hacer fotos y procesarlas en el ordenador. Tengo dos cámaras Nikon, la D-50 y la D-300, y llevo siempre las dos montadas con un todo terreno de Tanrom 18-50 y un gran angular de Sigma 10-20, para evitar tener que andar cambiando de objetivos Y en fin, un verdadero fanático"




viernes, 22 de agosto de 2014

Esto es un urinario



Fíjense bien, señora alcaldesa, señores dirigentes del Exmo. Ayuntamiento de Madrid: esto es un urinario. Supongo que les sorprenderá ver algo así, por eso les explico: sirve para que los viandantes puedan hacer sus necesidades fisiológicas (hacer pipí y hacer popó). El problema es que han ido desapareciendo de nuestras calles, y algunos que aún permanecen, como el de la foto, en pleno Rastro, están casi siempre cerrados. Ahora que ya saben lo que es, podrían pensar en restituir los que han desaparecido y abrir otros nuevos. Los vecinos y los visitantes de Madrid se lo agradeceríamos. Igualmente les agradeceríamos que, una vez reabiertos los urinarios, tomasen algún tipo de medidas contra los desaprensivos que orinan en la calle. 
Ya sé que no se caracterizan ustedes por su amor a los servicios públicos; pero es que estos servicios públicos, valga la redundancia, hacen un buen papel: un papel higiénico.



Foto: Carlos Osorio.

1857



1857, vista de Madrid desde la ermita de San Isidro.

jueves, 21 de agosto de 2014

La suciedad vertical



Muchos rincones del centro de Madrid presentan este aspecto descuidado y lamentable.
No vamos a criticar a los empleados de limpieza, que cumplen debidamente con su tarea, sino a quienes planifican y dirigen el asunto, que no dedican a este problema la atención que merecería.
Lo peor es que lo toleramos, que nos hemos acostumbrado a la suciedad. Las pintadas, las pegatinas fosforescentes de los cerrajeros, el vandalismo...
ensuciar sale gratis, aunque limpiar nos cueste tan caro.
En fin, que oye, que Madrid es una bella ciudad y merece estar bien guapa. ¿O no?


Fotos: Carlos Osorio

miércoles, 20 de agosto de 2014

Regalar tiempo




Pues...la verdad es que a veces se cansa uno del rollo de comprar siempre los mismos regalitos, y es que comprar algo a alguien no es la única manera de demostrar el cariño.

También podríamos regalar tiempo, nuestro valiosísimo tiempo 

Pongo varios ejemplos:

-Querida Ángeles: sabes que últimamente estoy muy ocupado, aún así, he decidido que este año mi regalo de cumpleaños va a consistir en regalarte dos horas de mi tiempo para dar un paseo contigo por el parque del Retiro.

-Mi buen amigo José Luis: te regalo mi tiempo para ir contigo a ver una exposición.

-Hola, Paco, te regalo mi tiempo para ayudarte a arreglar la bicicleta.


Podemos regalar tiempo para escuchar, para recordar, para ver viejas fotos, para enseñar a manejar un programa de ordenador, para invitar al teatro, para montar en bici, para...


¿Te animas a regalar tu tiempo?




martes, 19 de agosto de 2014

Madrid quedó vacía. Mario Benedetti.



PAUSA DE AGOSTO

Madrid quedó vacía
sólo estamos los otros
y por eso
se siente la presencia de las plazas
los jardines y fuentes
los parques y glorietas

como siempre en verano
madrid se ha convertido
en una calma unánime
pero agradece nuestra permanencia
a contrapelo de los más

es un agosto de eclosión privada
sin mercaderes ni paraguas
sin comitivas ni mitines
en ningún otro mes del larguísimo año
existe enlace tan sutil
entre la poderosa
metrópoli
y nosotros pecadores afortunadamente
los árboles han vuelto a ser
protagonistas del aire gratuito
como antes
cuando los ecologistas
no eran todavía imprescindibles

también los pájaros disfrutan
ala batiente de una urbe
que inesperadamente se transforma
en vivible y volable

los madrileños han huido
a la montaña y a marbella
a ciudadela y benidorm
a formentor y tenerife

y nos entregan sin malicia
a los otros que ahora
por fin somos nosotros
un madrid sorprendente
casi vacante      despejado
limpio de hollín y disponible
en él andamos como dueños
tercermundistas del arrobo
en solidarias pulcras avenidas
sudando con unción la gota gorda

el verano no es tiempo de fragor
sino de verde tregua

empalagados del rencor insomne
estamos como nunca
dispuestos a la paz

en el rato estival
la historia se detiene
y todos descubrimos una vida postiza
pero cuando el asueto se termine
volverán a sonar
las bocinas los gritos las sirenas los mueras y los vivas
bombas y zambombazos
y las dulces metódicas campanas
durante tres fecundas estaciones
nadie se acordará
de pájaros y árboles


Mario Benedetti




lunes, 18 de agosto de 2014

Peñalaire



No es nada fácil en el Lavapiés de hoy  (en el Madrid de hoy en general) encontrar un restaurante de cocina española, cocina sana y elaborada con sabor casero, y por eso merece la pena conocer el Peñalaire.
Esta Casa de Comidas de principios de los 70 ofrece una variadísima carta a unos precios realmente asequibles.
Entre semana el menú cuesta 9,70 y el fin de semana 11,50.


Un sitio popular, auténtico, sin concesiones a las modas.
Se puede pedir vino de todas las clases, aunque a mí en un sitio así me pega más el vino con gaseosa.
Verduras, carnes, pescados, legumbres...y ¡hasta fruta!
Hoy, cuando en la mayoría de restaurantes los postres acaban siendo tartas de queso o grasas industriales con chocolate, aquí se permiten pelar una naranja y cortarla en rodajitas. 


Peñalaire: Calle Embajadores nº 21, junto a la iglesia de San Cayetano.

domingo, 17 de agosto de 2014

Dos poemas sobre Madrid de Gloria Fuertes



"Yo puedo decir muchas cosas,
y algunas no.
No puedo decir: Madrid es mi tierra,
tengo que decir mi cemento,
-y lo siento-."

Gloria Fuertes.


¡Ojalá sea mentira ese rumor que corre sobre el río
donde peces de plata mueren sin ser pescados!
¡Ojalá sea mentira esa bola
de anhídrido carbónico
que pende bajo el cielo de Madrid!
¡Ojalá sea verdad esa mentira del vidente
que anuncia una tormenta de amor
que acabará con la mala uva...!


Gloria Fuertes 

*****

En las etiquetas del blog hay una titulada "poemas de Madrid" Aquí puedes leer una selección de poemas, realizada por este blog. Espero que te gusten.



sábado, 16 de agosto de 2014

La luna de Madrid



Sobresaliente sin duda esta foto de Juan Carlos Cortina que refleja la salida de la gran luna de Agosto.
La luna más grande y brillante de las últimas décadas se sitúa simétricamente entre las cuatro torres justo en el momento del crepúsculo, recibiendo la luz rojiza del sol, un momento en el que tres de las cuatro torres reflejan igualmente los rayos del sol poniente.

jueves, 14 de agosto de 2014

Madrid Comestible, nº 2



En el número dos de la revista Madrid Comestible puedes leer mi reportaje sobre la historia del hielo en Madrid, y otra colaboración sobre heladerías madrileñas que espero te ayuden a refrescarte en estos días de Agosto.

EL NÚMERO DOS ES NUESTRO NÚMERO DE VERANO. COMO NO PODÍA SER MENOS TRAEMOS ALGO DE FRESCOR CON UN INTERESANTÍSIMO REPORTAJE SOBRE EL HIELO EN MADRID, UN RECORRIDO POR TERRAZAS MADRILEÑAS, POR HELADERÍAS, UNA RUTA POR EL VALLE ALTO DE LOZOYA Y RECETAS DE CERVEZA CASERA Y CAFÉ CON HIELO. SEGUIMOS EN EL CAMPO CON REPORTAJES DEDICADOS AL CULTIVO DE AJO Y A LAS SEMILLAS AUTÓCTONAS. ENCONTRARÁS DEBATES, ARTÍCULOS DE OPINIÓN, LAS APASIONANTES HISTORIAS DE NUESTROS VALIENTES EMPRENDEDORES Y MUCHO MÁS ADEREZADO CON NUESTRAS SIEMPRE MAGNÍFICAS FOTOGRAFÍAS E ILUSTRACIONES.

Para leerlo gratuitamente haz clic aquí