sábado, 18 de abril de 2015

Llegaron los vencejos




El lunes por la tarde llegó la primera avanzadilla de vencejos a Madrid.
Tras comprobar que todo sigue en su sitio, el viernes por la mañana se han instalado en el azul del cielo.
Ahí los tenemos dispuestos a alegrar el aire con su vuelo y sus chillidos de colegiales voladores, y a limpiar los cielos del exceso de insectos: moscas. mosquitos, escarabajos, que de no existir estos pájaros nos harían la vida imposible.


¡Bienvenidos a Madrid!







4 comentarios:

Mercedes dijo...

Hoy día 14 de junio de 2015 no queda un vencejo en mi barrio (Argüelles). Hasta el jueves estaban por el cielo volando y chillando y desde ayer nada. ¿Habrá sido por la tormenta que cayó en Madrid el viernes? Lo peor es que creo que han dejado a sus crías. En nuestra pared de la cocina anidan todos los años y ahora que se han ido nos parece oír unos pequeños grititos pero no tenemos acceso para verlo. ¿Es posible que hayan abandonado a sus retoños?.

el osorio dijo...

Hola, Mercedes, no soy experto en pájaros, pero esta tarde los he visto volando por los bulevares. Posiblemente la tormenta los haya asustado, pero creo que volverán.Si quieres saber más tal vez en la sociedad española de ornitología sepan algo.Saludos.

Anónimo dijo...

Hola hace un mes encontré una cría de vencejo con muy poco tiempo pues apenas tenía plumas y tenia los ojos cerrados ya lleva un mes conmigo y le veo preparado para echar el vuelo ,pero llevo unos días sin ver ni escuchar a los vencejos por mi barrio y quería soltarlo cerca de algún grupo , si sabéis de alguna zona transitada por estas aves tan extraordinarias indicarme , un saludo y espero que haya más gente que se preocupe más por los animales que por las cosas banales que están tan de moda

el osorio dijo...

Hola, la verdad es que los vencejos no pararn mucho tiempo en Madrid, desde mediados de Abril hasta el día de Santiago es cuando suelen estar, pero creo que este año no aguantan ni hasta Santiago. Hoy no he visto ninguno.
Eso sí, en pueblos de Castilla aún están alimentando a sus crías.