domingo, 20 de febrero de 2011

Mobiliario sorprendente

En la Corredera baja de San Pablo nº 17 está la tienda de Kikekeller, donde tienen muebles con una buena dosis de imaginación y una cierta vocación escultórica.

Fotos: Carlos Osorio.
Foto del sillón circular: Kikekeller.




4 comentarios:

chechi dijo...

que guapo todo! pero me imagino que será muy caro!

el osorio dijo...

Me temo que no es precisamente barato, Chechi.

El ángel de Olavide dijo...

Que curioso Carlos que hayas dedicado una entrada a la tienda de uno de los primos de Isabel y a la vez primo de tus "parientes" de México....El mundo es un pañuelo.
Es verdad, Enrique Keller es un artista como la copa de un pino. Sus muebles son verdaderas instalaciones de arte. Y ese espíritu de recuperar materiales le situa en la vanguardia.

Un abrazo

el osorio dijo...

No lo sabía, Angel. Es verdad el mundo es un pañuelo.