martes, 5 de julio de 2016

Francisco Sancha, dibujante madrileño.


Los simones eran los taxis de la época.

Huérfano desde los 15 años, el dibujante Francisco Sancha salió de su Málaga natal en 1893 para probar fortuna en Madrid. Viajó a París donde conoció a los artistas bohemios y se influenció con el realismo de Daumier. Su época más brillante es la primera década del siglo XX, cuando dibujó escenas de la vida cotidiana en Madrid con una visión crítica y una marcada empatía con los más desfavorecidos.

Fragmento de un dibujo de El Rastro.

Francisco Sancha era un hombre elegante, sociable y seductor. Se casó con una mujer brillante: Matilde Padrós, y tuvo cinco hijos. Se codeó con los pensadores de la Generación del 98 y tuvo amistad con Gómez de la Serna.

Escena de tertulia, con Julio Camba, y Valle Inclán (a la izquierda)

Tertulia en el Café de Fornos (Fuente: Historia Urbana de Madrid)


"Víctimas de Agosto" se titula este dibujo en el que vemos a dos camareros de un café aburridos ante la ausencia de clientes.