miércoles, 27 de agosto de 2014

El pintor y su hija



Caminando por el viejo Madrid me encuentro con este artista que está pintando la vieja iglesia de San Nicolás.
El hombre, muy amable, me dedica un rato para explicarme su obra.
El cuadro es un regalo para su hija, que se acaba de casar en esta iglesia.


La Hija está encantada con el regalo prometido.


Fotos: Carlos Osorio.




2 comentarios:

loquemeahorro dijo...

No me extraña que la hija esté encantada, es un detalle estupendo (y el padre no pinta nada mal)

Bonita iglesia, por cierto

el osorio dijo...

Así es.Sí, por cierto, Una de mis iglesias favoritas.